Por consultas

Cel: (02293)15548703/427284

 

 

 

 

PORTADA

 

Profesionales

Arquitectos

Ingenieros

Maestro Mayor de Obra

 

Mano de Obra

Aire Acond. y Ventilación

Albañiles

Carpinteros

Decoradores

Electricistas

Gasistas

Jardineros

Herreros

Pintores

Plomeros

Techistas

Yeseros

Zingueros

 

Empresas de:

Aire Acond. y Ventilación

Alquiler de Contenedores

Art. para el HogarBazar

Camiones Atmosféricos Carpintería en aluminio

Carpintería de madera

Carpintería de PVC

Cerrajerías

Cortinas y Tapizados

Durlock

Empresas Constructoras Empresas de Limpieza

Fabrica de Muebles

Fabrica de Toldos

Ferreterías

Fletes y Mudanzas

Galpones y Tinglados

Gas

Griferías

Grupos Electrógenos Herramientas Alquiler

Herrerías

Hormigón

Instalaciones para negocios Iluminación

Letreros y Marquesinas

Maderas

Maquinas Viales

Marmolerías

Materiales para la Const. Muebles

Piletas de Natación

Pinturerías

Pisos y Revestimientos

Regalarías

Sanitarios

Vidrierías

Viveros

Yeserías

 

 

 

Como empapelar

No todo el papel de empapelar es sólo papel, también puede ser "vinilo” u otros materiales plásticos.

Estos últimos serían las mejores elecciones para cocinas y baños porque son más fáciles de limpiar y soportan más la humedad.

Cuando elijas un papel hay que pensar también en el día que quieras quitarlo. Las paredes empapeladas con varias capas se pueden quitar sólo si la primera capa sale fácilmente, de lo contrario nos llevará mucho mas tiempo y posiblemente se descascare la pared.

El papel que se muestra en este artículo es pre-encolado y debe ser introducido en agua para activar el pegado. Cuando utilicemos papel no pre-encolado en vez de sumergir el papel en agua, lo sumergiremos en una solución de cola diluída en agua. Antes de empezar a colocar el papel asegurarse de leer cualquier instrucción específica.

La mayoría del papel se vende en rollos estándar. Para calcular cuanto papel comprar, pregunta en la tienda donde compres el papel o usa la sección de calculadoras a la que podrás acceder a través de la página principal de
Bricocanal.

 Preparando la pared

Para asegurarte de que tu nuevo papel se pega correctamente, la pared debe estar limpia y lisa. Antes de empezar protege el suelo con un trapo o papel. Arregla todos los agujeros, desconchados y bollos. Deja que se seque y haz una prueba para asegurarte de una buena adhesión del papel.

Si hay un papel anterior es mejor quitarlo. Algunas herramientas especiales pueden ayudarte con el trabajo.

 Midiendo y cortando

Antes de que hayas ganado experiencia es mejor no cortar y encolar más de 2 tiras antes de que empieces a colocarlas.

Pon una mesa de trabajo y cúbrela con un trapo. Mide la altura de la pared desde el techo hasta abajo. Para cortar la primera tira, desenrolla el papel, mide y marca la altura de la pared más 4 cm para permitir algún margen en la parte de arriba y de debajo de la tira. Traza con una regla una línea perpendicular y corta el papel con unas tijeras resistentes.

Para la segunda tira alinea o casa el dibujo en la parte de arriba de las tiras y anota la distancia de separación de las 2 tiras. Marca el punto, enrolla el papel a la parte de atrás y recorta el exceso de la parte de arriba de esta segunda tira. Corta la 2ª tira a la largura de la 1ª.

Numera la parte de atrás de cada tira con un lápiz y añade una flecha indicando el final que irá a lo largo del techo.

Antes de cortar mas tiras chequea 2 veces la distancia del suelo a la pared.

 Encolando

Rellena el recipiente de encolar con agua a temperatura ambiente y si el papel no es pre-encolado añade la cola en la proporción y forma indicada por el fabricante. Enrolla tu primera tira con la parte de atrás mirando al interior, empezando por la esquina de abajo. Pon la tira en el recipiente y suavemente presiona hacia abajo para quitar cualquier posible burbuja de aire.

Deja el papel mojándose el tiempo recomendado por el fabricante. Sosteniendo las esquinas de arriba del papel, sácalo recto aproximadamente 40 cm, para posteriormente enrollarlo.

 Enrollando el papel

Después de mojar el papel necesita reposar un poco de tiempo para que el papel absorba el adhesivo. Una vez que hayas sacado sobre 40 cm de papel pliégalo sobre sí mismo en forma de zigzag, con las superficies juntas pero evitando aplastar los pliegues. Saca un poco más el papel y enróllalo en la otra dirección.

Continua enrollando el papel hacia atrás como si fuera un acordeón. Cuando llegues a la parte de abajo, enrolla el papel en la dirección opuesta creando un zigzag (Hem).

Hazte con 2 ó 3 tiras para que así mientras colocas y alisas una tira la otra reposa en el recipiente.
 

Colocando la primera tira

En la 1ª y última tira que cuelgues sus dibujos no coincidirán perfectamente, para que no se note mucho este fallo, empieza en la mitad de la pared y trabaja alrededor de la habitación en cada dirección acabando siempre en las esquinas.


Con un nivel o plomada y un lápiz traza una línea suave y vertical donde quieras poner el borde derecho del papel. Desenrolla la parte de arriba alineando el borde con la esquina del techo. Abre el resto de la tira alineándola con la línea que habías dibujado y alisándola con una espátula de goma. Con la espátula de goma presionar el papel dónde la pared y el techo se juntan, permitiendo unos 5 mm de exceso para cubrir el techo.

 

Después de suavizar la lámina , corta el exceso en la pared de la base y el techo. Presiona un corte de la herramienta triangular dentro del "crease" en la parte de abajo y corta el exceso con un cuchillo de papel. Corta a lo largo del techo de la misma forma. Empapa la superficie de la pared con agua , después sécala con una toalla.

Si no disponemos de una espátula de goma o una escobilla de limpiacristales, podemos utilizar en su lugar un trapo, una esponja, un cartón, una lámina de plástico u otro material que sea liso, romo y duro pero con cierta flexibilidad.

El recorte

 

La segunda tira

Cada tira se debe alinear con la anterior de modo que sea vertical y coincidan los dibujos.

Colgar la tira desde el techo de la misma forma que se hizo con la primera tira, pero alineándola con el borde de la anterior tira y teniendo en cuenta que ahora tienen que coincidir los dibujos.

Con la espátula de goma doblar el papel en la unión techo-pared e ir alisando la tira hacia abajo, ajustando el papel por la parte inferior con la mano.

 

Las esquinas

Es importante empapelar correctamente las esquinas ya que sinó podremos ocasionar un agujero o rotura cuando las presionemos.

Cuando se alcance una esquina utilizaremos una tira a la cual le recortaremos el exceso de papel, de tal forma que tenga un ancho igual a lo que le falta para llegar a la esquina más cinco centímetros de tolerancia. El proceso de pegado será el mismo que para las tiras anteriores, pero al alisar ajustaremos lo mas que podamos a la esquina además de ajustar al techo y al rodapié.

Utilizaremos el cartabón y recortaremos los excesos como lo hemos hecho anteriormente, pero a la hora de recortar el exceso de la esquina, el cartabón lo apoyaremos sobre la pared de tal forma que al recortar dejemos un exceso de 2 o 3 mm en la pared adyacente.

 

Empezando la segunda pared

Como las esquinas no suelen ser perfectamente verticales, trazaremos otra línea vertical en la segunda pared, de forma que la siguiente tira vaya alineada por la izquierda con dicha línea y por la derecha tenga un exceso respecto de la esquina.

Seguimos el mismo proceso de empapelado que en el otro lado de la esquina, teniendo en cuenta de que si la esquina no está perfectamente vertical los dibujos no coincidirán.

A la hora de recortar el exceso de la esquina, lo recortaremos con cuidado de no cortar el papel correspondiente a la tira anterior.

 

Puertas y ventanas

Cuando llegues a una ventana o puerta no intentes recortar la tira, en su lugar pega el papel a la pared y cuando llegues a la ventana pega el papel sobre ella recortando los excesos.

 Interruptores y enchufes eléctricos

Cuando tengamos que empapelar encima de un interruptor o enchufe eléctrico debemos seguir con el proceso de empapelado descrito anteriormente, pero antes tendremos que desconectar la energía eléctrica de la habitación y retirar los embellecedores. 

 

Cuando tengamos que empapelar encima de un interruptor o enchufe eléctrico debemos seguir con el proceso de empapelado descrito anteriormente, pero antes tendremos que desconectar la energía eléctrica de la habitación y retirar los embellecedores. 

 

Cuando alisemos encima de la caja eléctrica, marcaremos su situación trazando unas diagonales con la cuchilla, de esquina a esquina de la caja y continuamos alisando la tira. Para acabar recortaremos el exceso de papel de la caja eléctrica y colocaremos el embellecedor.

 

 

 

 

Copyright Construcción en tandil - Cel: (02293)1554 8703/427284 - email: ventas@construccionentandil.com - Tandil

Sitio Desarrollado por Gonzalo Garcia Cardilli